injertos capilares

Los mayores errores en los injertos capilares

Compártelo en tus redes.
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Está claro que el injerto capilar es una cirugía que cambia la vida de muchas personas, tanto hombres como mujeres.

Esta técnica permite conseguir resultados verdaderamente increíbles y te cambia totalmente la cara. Pero ¿qué ocurre cuando el procedimiento no es el adecuado y las cosas no salen cómo se esperaba?

Por desgracia, esto es algo que ocurre más de lo que piensas y más cuando escoges centros que no están verificados o que te ofrecen verdaderas ofertas que huelen “raro” por ser excesivamente baratas.

¿Cómo reconocer un mal trasplante capilar?

Bien, empecemos por la naturaleza de tu pelo. Sabes que no es perfecto ¿verdad? Y, en consecuencia, la distribución de tu cabello tampoco. Las raíces del pelo nacen salteadas y a veces incluso se agrupan en 3 o 4 tallos y otras, por desgracia, se quedan ligeramente escasas de pelo o calvas.

¿Te has quedado con ganas de más?

Únete al resto de la familia y déjate seducir por el nuevo mundo de las barbas, bigotes y cosmética masculina en general.

Esta distribución es muy importante para mantener la naturalidad de tu cabello. Uno de los errores más habituales es colocar los folículos alineados de manera perfecta y, en consecuencia, parece antinatural. ¿Y por qué ocurre esto? Muy sencillo: el cirujano no está preparado y se intenta acortar la duración de la cirugía para abaratar costes.

injertos capilares

Otro caso habitual es colocar la distribución del cabello en la línea de nacimiento, totalmente perfecta. ¡Error!

El pelo, de forma natural, no nace así. Y aunque es cierto que es más sencillo y rápido, el resultado es totalmente antinatural. El arreglo es sencillo, ya que bastaría con añadir un pequeño retoque con otros folículos que rompan la simetría, pero si desde el principio se hace bien…mejor que mejor.

Por último, otro de los errores más comunes y que llaman especialmente la atención, llega cuando marcamos en exceso las entradas ya que las diseñamos con corte recto.

El diseño del trasplante capilar, previo a la cirugía, es uno de los pasos más importantes que no podemos dejar pasar. Ahí es dónde escogeremos la forma que queremos en la zona de las entradas y evitaremos errores de este tipo, en ángulos de 90 grados, totalmente antinaturales. ¿Cuándo has visto que el pelo crezca así de forma natural?

injertos capilares

Si has decidido apostar por el injerto capilar, infórmate y localiza un centro de confianza, con cirujanos expertos.

Compártelo en tus redes.
Share on Facebook
Facebook
Email this to someone
email
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario: